El ascenso

En 1989 el club vivió uno de los momentos más importantes de su historia, una situación anómala es cierto, ajena a la rica historia de Universidad de Chile, pero que fue el corolario de muchos errores dirigenciales y que terminaron con la “U” en la segunda división del fútbol profesional chileno.

No es objeto de este blog enjuiciar deportivamente a Pellegrini por su responsabilidad en el descenso de la “U” (merece post aparte), pero antes de meternos de lleno en el campeonato del 89, contextualicemos un poco lo que fue el fin de temporada 1988.

Había 3 equipos que llegaron a la última fecha con posibilidades de descender: Unión Española, O´Higgins y la “U”. El cuadro del “ingeniero” llegaba con las mejores posibilidades puesto que tenía un punto más que sus rivales y recibía de local a Cobresal, en cambio Unión tenía que visitar a la uc en San Carlos de Apoquindo, y Ohiggins se trasladaría a Talcahuano para medirse con Huachipato.

“Curiosamente” Unión goleó a la Católica y O´Higgins (Que aún no era “el capo) venció a un Huachipato que no había perdido en todo el año como local. La “U” en todo caso dependía de sí para salvarse del ajeno descenso. No pudo, y sólo empató con Cobresal sellando una fatal campaña que la condenó a descender de categoría y firmar la hoja de la historia más triste.

La gente no abandonó el estadio, quizás viviendo un trance, quizás esperando la voz de los parlantes del estadio anunciando que todo era una broma y ahora comenzaba el partido de verdad. Es que ciertamente nadie pensaba o seriamente daba crédito a que la “U” pudiera descender, era una pesadilla, un castigo irracional, bah..

En el verano del 89 varios dirigentes presentaron un proyecto para que el Torneo de Apertura (Similar a Copa Chile) tuviera dos ascensos y así beneficiar a la “U” para que pudiera ascender rápidamente y jugar en primera ese año. Sin embargo, por un voto fue rechazado y definitivamente ese año el equipo azul jugaría en segunda división.

El equipo en ese apertura fue dirigido por Leonel Sánchez, y mezcló equipos de primera y segunda. Para entender un poco de los días amargos que vivía la “U” por entonces, en el clásico frente a Colo Colo, no sólo perdió por 4 a 0, si no que un tiro libre del argentino Sergio Díaz dejó el balón en el ángulo enganchando con la malla y desde el sector sur del Estadio Nacional, se veían a lo lejos algunos defensas de la “U” saltando para liberar el balón, triste.

La decisión de Mosquera

El Presidente Mario Mosquera, hombre de derecho y muy identificado con la casa de estudios, siendo Presidente de Corfuch ese año, decidió relevar a Leonel como director técnico, y contrató a Luis Ibarra, hombre azul por excelencia y que ya había tenido experiencia como técnico del primer equipo.

Ibarra fue resistido en un comienzo porque la gente quería a Leonel como técnico. Esta resistencia creció por el negativo comienzo que tuvo la “U” en el torneo de ascenso.

En el debut y en un diluvio en Curicó, la “U” cayó por 2 a 1 frente a los locales. Empate de local frente a Puerto Montt (Con silbatina generalizada) otro empate en Osorno por el mismo marcador.

El momento más difícil se viviría el 9 de julio de 1989 en el Estadio Santa Laura, perdió 0-3 frente a Colchagua. La gente sentía que el equipo no estaba comprometido, la prensa era más benigna y entendía que el equipo no se acostumbraba a una división donde el juego brusco y las malas canchas abundaban.

Así como muchos dicen que el punto de partida de la era Sampaoli partió frente a Colo Colo luego del gol de Rivarola en el último minuto, el camino a primera comenzó en ese mismo Santa Laura un día sábado de julio cuando la “U” venció al rival que más dolores de cabeza le daría, Magallanes. Un justo 3 a 1 con goles de Olguín, Mondaca y P.P.Díaz.

A mitad se semana en el Estadio Nacional y con un diluvio el equipo de Ibarra se impuso 2-0 a General Velásquez. El equipo tomaba vuelo y vencía a Temuco en la entonces novena región con gol del “Cepillín” Olguín.

El equipo demostró toda su mística cuando logró un trabajado empate en la zona del carbón frente a Lota, aguerrido 2-2 con muchos problemas para los hinchas de la “U” que viajaron junto al equipo.

Dos victorias consecutivas como local frente a Ñublense (1-0) e Iberia (3-1) le significaron lograr el primer lugar de la tabla. La gente comenzaba a ilusionarse con la vuelta a primera por la mejoría del equipo a partir de la llegada de Severino Vasconcellos.

Último minuto del partido y la “U” volvía a perder en Linares frente a los locales, lanzamiento de esquina y aparece Horacio Rivas para de canilla empujar el balón al fondo de la red. Premio a la entrega para este defensor que se convirtió en un símbolo.

Comenzaba la segunda rueda y los azules se desquitarían de la derrota del debut con Curicó 2-0, con un gol del “Negro” Díaz (Un excelente central que prefirió jugar en el ascenso) y Marcos Fajre que se convertiría a la postre en el goleador del equipo.

Cuando todo marchaba muy bien para la “U”, al tope de la tabla y con mucha efervescencia por la buena campaña, vino una derrota inesperada en Santa Laura frente a Osorno, 1-2 fue el marcador y fue un llamado de atención para no sentirse campeones antes de tiempo.

La “U” viajaría a San Fernando donde se tomaría revancha de la fea derrota en el Santa Laura y vencería al local por 1 a 0, con gol de P.P.Díaz.

Dos empates seguidos aparecieron en el horizonte azul, con Magallanes (1-1) en el Nacional y el mismo marcador en su visita a San Vicente de Tagua Tagua frente a General Velásquez.

El 8 de octubre los azules volvieron a la victoria luego de ganarle a un difícil Deportes Temuco por 3 a 2.

Laja fue testigo del 1 a 1 entre Iberia y la “U”. La próxima fecha viajaría aún más al sur para empatar con Puerto Montt 0 a 0

La siguiente fecha sería el partido del “Loco” Fournier quién atajó tres penales en la victoria de 5 a 0 sobre Lota.

Frente a Ñublense en el Nelson Oyarzún, la “U” tuvo a once guerreros que revirtieron un 0-1 para llevarse una victoria de dos tantos a uno, con dos goles del gran Héctor Hoffens.

La “U” estaba imparable y vencía cómodamente a Linares en el Santa Laura por 3 a 0 y con esto terminaba la fase regular como puntero de la zona sur.

u-2da

Comienza la liguilla

No obstante los ripios del inicio, la “U” pudo entender que ya no estaba en primera, que las canchas eran de por sí malas, que había que sumar el factor climático y que por sobre todas las cosas, entendieron que debían defender una camiseta en su momento más oscuro.

El primera rival fue Iberia, un 2 a 0 con goles de Fajre y Vilches.

Cuando el inicio era ideal para los dirigidos por Luis Ibarra, vinieron dos dolorosas derrotas: Primero, en el Parque Schott. 0-3 frente a Provincial Osorno. Y en un Santa Laura repleto los azules cayeron por 2 a 1 frente al terco Magallanes.

Los fantasmas rondaban El Sauzal (Lugar de entrenamiento de la “U” en la época) y el fervor inicial en la liguilla daba paso a la preocupación y los agoreros ya opinaban que al menos dos temporadas debía pasar la “U” en Segunda División, porque le costaría la adaptación.

El equipo estaba presionado, pero se levantó con una victoria de 3 a 0 sobre Curicó con goles de Olguín (2) y el interminable Hoffens.

El triunfo sobre Puerto Montt como visitante por la cuenta mínima reforzaba la levantada y significaba el cierre de la primera rueda de esta liguilla.

0-0 con Iberia en Laja (No se pudo jugar en Los Ángeles) y triunfo por la cuenta mínima sobre Osorno.

El 7 de enero de 1990 se jugó el partido de verdad frente a Magallanes, el que marcaría el ascenso, el que determinaría el futuro de la “U” en la división y que se jugó en jornada doble (De fondo lo harían Colo Colo y Unión Española).

En el sector sur del Estadio Nacional no entraba ni una aguja, la gente contenía en sus gargantas un año de frustración, un año de acompañar orgullosamente a su equipo, un año que nunca tuvo que ser un año.

Primer tiempo disputado hasta que aparece Marcelo el “huacho” SIlva, ese hombre que vino desde Temuco como tantos próceres azules para hacer eterno el grito de gol de tantos azules repartidos por el país y que seguían atentos este partido.

Cuando se jugaba el segundo tiempo, vendría un lanzamiento de esquina y Severino Vasconcellos se elevaría más que todos para marcar el segundo tanto, ese que hizo llorar a más de un hincha azul que abrazaba su bandera con más pasión que nunca, que no le importó la burla del envidioso archirrival que no entiende que esto no pasa por títulos, que es amor y punto.

Termina el partido y la “U” ya tiene un pie en la división de honor, los jugadores cantan y saltan en la pista de rekortán dejando atrás un año duro, una temporada pesada en todo sentido y donde gracias al aporte de grandes referentes como Fournier, Rivas, H.Díaz, Reynero y el “Chico” Hoffens lograron formar un equipo de hombres, un equipo donde sabían que no tenían ningún jugador extraordinario que podía ganar solo un partido, pero que la suma de todas esas voluntades podían formar un equipo fuerte, un equipo que se hiciera respetar.

Luego de este partido tiene lugar la foto de Horacio Rivas arriba de la reja mostrando su camiseta como una ofrenda a una hinchada que había sufrido ese descenso, tal como él y que en ese momento ponían las cosas en su lugar.

El ascenso definitivo tuvo lugar en Curicó, justamente done partió la temporada, 3 a 0 el resultado final y un millar de personas invadieron la cancha para levantar a once guerreros que dieron todo para devolver a la “U” a primera y lo lograron con humildad y con muchas ganas.

Mi relato necesita detalles ciertamente, pero quise recordar este episodio porque entiendo que este equipo no es lo suficientemente reconocido por el pueblo azul, un pueblo que jamás ha renegado por el paso de la “U” por segunda, no es motivo de ofensa, no es causal de verguenza, al contrario, es un orgullo poder haberse levantado y que la gente jamás abandonó al equipo en esta instancia tan dura.

Viva la “U”!

u-segunda-division

 

Plantel Utilizado

JUGADOR

POSICIÓN

NACIONALIDAD

MJ

PJ

PT

PL

EX

Fournier, Eduardo

Arquero

Chileno

2880

32

32

0

0

Rivas, Horacio “Car’epato”

Defensor

Chileno

2880

32

32

0

0

Reynero, Roberto

Defensor/Volante

Chileno

2310

27

27

1

1

Fajre, Marco

Delantero

Chileno

2210

27

27

11

0

Díaz, Héctor

Defensor

Chileno

2135

25

24

1

1

Díaz, José

Defensor

Chileno

2120

24

24

1

1

Vasconcelos, Severino

Volante

Brasilero

2100

25

25

4

1

Olguín, Cristián “Cepillín”

Delantero

Chileno

2016

25

22

3

0

Valenzuela G., Luis

Volante

Chileno

1949

25

22

4

0

Hoffens, Héctor

Delantero

Chileno

1803

26

20

3

1

Cisternas, Carlos

Volante/Defensor

Chileno

1765

23

20

3

0

Mondaca, Orlando

Volante

Chileno

1391

27

12

5

0

Silva, Marcelo

Volante

Chileno

1372

19

17

7

1

Vásquez, Ricardo “Pituco”

Defensor

Chileno

1080

12

12

0

0

Rodríguez, Alejo

Delantero/Volante

Chileno

978

14

13

6

1

Díaz, Pedro Pablo

Delantero

Chileno

955

18

8

0

0

Musrri, Luis

Volante

Chileno

557

9

6

2

0

Vílches, Hugo

Delantero

Chileno

508

10

5

1

0

Castec, Sandrino

Delantero

Chileno

504

6

6

2

0

Valenzuela L., Luis

Defensor

Chileno

330

4

4

1

0

Madrid, Gonzalo

Defensor

Uruguayo

275

4

4

2

0

Vergara, Álvaro

Delantero

Chileno

92

2

0

0

0

Díaz, Raúl

Arquero

Chileno

90

1

1

0

0

García, Alejandro

Volante

Chileno

80

2

0

0

0

Peña, Hernán

Defensor

Chileno

45

1

1

1

0

MJ = Minutos Jugados; PJ = Partidos Jugados; PT = Titular; PL = Lesionado; EX = Expulsado.e

Estadísticas: http://www.chuncho.com

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios